Latigazo (4)

Noche 1004

Noviembre 2002

«Cuentan, oh rey, pero Alá es más sabio, que Mahoma, con casi 60 años, se dio un atracón de carne de puerco que le costó la vida. ¡Cuán inescrutables son los designios del que todo lo sabe y no está en los hombres el poderlos desentrañar! Desde entonces, el puerco es considerado por los seguidores del Profeta como un animal impuro. Pero esta no es la verdadera historia, ¡oh, rey afortunado! Pues los historiadores callan que, tras la ingestión del puerco, Mahoma se acostó… con una tierna adolescente de 16 años, quien sin dudas, inspiró al poeta: Antorcha en las tinieblas, ella amanece y es el día. Los soles se bañan en su claridad y en la sonrisa de sus ojos de gacela.

Fue en verdad esta acción la que llevó al Profeta a la tumba, ¡oh, rey afortunado!, pero como los mahometanos no tienen un pelo de tontos, decidieron que era mucho más factible prohibir comer carne de puerco que acostarse con muchachas de 16 años». En ese momento, Scheherezada vio que amanecía y discreta como siempre, se calló.

*Tomado de los archivos desclasificados del rey Schahriar, compilación y traducción de Epiphane Supervielle, editorial Teigneux, París, 1956.

Anuncios

Acerca de rodoguanabacoa

Periodista, educador popular, escaramujo... amante de la historia de mi país: Cuba.
Esta entrada fue publicada en Humor y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s